autor : López Campillo 26 jun. 2013

Sus archivos se perdieron en un incendio en 1560, lo que complica reconstruir el devenir histórico del monasterio y después Colegiata de Santa Cruz. La primera referencia se remonta al año 1073, un documento en el que aparece como firmante el abad Iohannis de Sancta Crux de Chastanieta. 
Se enclava en un punto estratégico y paso obligado en el que confluyen las principales vías que cruzan longitudinal y transversalmente la región. La iglesia fue concebida con una sola nave, crucero, tres ábsides (uno de ellos desaparecido), linterna y torre cuadrada adosada al muro sur.

Sus proporciones son inusuales en el románico cántabro. En su interior destaca la calidad de la escultura monumental, mucho más rica que la que encontramos en el exterior. 
Es destacable el Cristo gótico del siglo XIV, el retablo situado a la izquierda del crucero realizado en 1641 y la capilla de 1706 que manda construir el Capitán Frómesta, así como el bello ábside con ocho arcos de medio punto que apoyan en capiteles de gran riqueza.




comentarios

Espacio para la divulgación del patrimonio histórico cántabro. Funciona a modo de inventario de "hitos con historia" esparcidos por los valles, montañas y pueblos de la región, entre la prehistoria y la guerra civil: cuevas y abrigos prehistóricos, grabados post-paleolíticos, menhires y túmulos megalíticos, poblados castreños, estelas, campamentos romanos, necrópolis, ermitas rupestres, iglesias, retablos, torres medievales, fortalezas, casonas solariegas, escudos, batanes, ferrerías, molinos de marea y río, hórreos, faros, trincheras, nidos de ametralladora...
cachos de historia que sin duda merecen ser conocidos, valorados y preservados.

tesoros históricos de cantabria -